viernes, 16 de agosto de 2013

Cómo configurar los tonos y notificaciones en el Samsung Galaxy S4

Atrás quedaron los días en que la personalización del teléfono móvil en la cuestión de los tonos de llamada ofrecía su máxima profundidad en un catálogo de melodías precargadas. Hoy días las opciones son completísimas, y si hablamos del Samsung Galaxy S4, el asunto gana en importancia. Este equipo de Samsung ofrece un gran abanico de medios de notificación, cada uno disponible en varias opciones de personalización, con lo que si el usuario se mete de lleno a ponerlo todo a su gusto, es más que probable que no existan dos unidades del gama alta de la surcoreana iguales. Hoy echaremos un vistazo a cómo podemos poner el Samsung Galaxy S4 a nuestro gusto en lo que se refiere a sus tonos y notificaciones.

Para empezar, tenemos que distinguir tres formas de hacer que el Samsung Galaxy S4 nos avise de llamadas, mensajes o actualizaciones de estado de cualquiera de los servicios que podemos integrar en el teléfono: tonos de audio, vibración e indicador LED. Para acceder a la paleta de configuración, primero hemos de entrar en el menú de ajustes, disponible al desplegar la cortina de notificaciones y pulsando en el icono del engranaje que hay arriba a la derecha o pulsando en el botón capacitivo que hay a la izquierda de la tecla de inicio, seleccionando a continuación la opción de ajustes. Una vez ahí, pulsamos en la segunda pestaña del menú superior («Mi dispositivo»), donde localizaremos «Indicador LED» y «Sonido». Vamos a centrarnos en esa segunda opción, para empezar. El primer apartado dentro de «Sonido» nos ofrece la posibilidad de darle un parámetro diferente a los cuatro tipos de alerta de audio que emite el Samsung Galaxy S4: multimedia (música, sonido procedente de un clip de vídeo, videojuegos y otros tipos de audio), melodía del teléfono en llamadas entrantes, notificaciones y sistema (referente a los sonidos que emite el teléfono cuando navegamos por las opciones del terminal).


Una vez hecho esto, podemos activar o desactivar determinados sonidos que emita el Samsung Galaxy S4, como por ejemplo, cuando realicemos llamadas, pulsemos iconos o teclas o bloqueemos y desbloqueemos el teléfono. También podemos elegir tonos de llamada y mensaje/notificación personalizados por defecto. Incluso, si pasamos a la memoria del Samsung Galaxy S4 clips de audio capturados por nosotros, podríamos emplearlos para que suenen cuando recibimos llamadas entrantes o cuando tenemos alertas. Las notificaciones y tonos de llamada que elijamos aquí será, como decimos, las definidas por defecto. Si queremos que algún número de nuestra agenda tenga su propio audio asignado, basta con que acudamos a la aplicación de contactos, seleccionemos la tarjeta vinculada con la persona que nos interese y seleccionemos, desde donde dice «Melodía», el tono que deseamos que emita el Samsung Galaxy S4 cuando nos llame ese contacto. Igualmente, las aplicaciones que recurren a sonido para sus notificaciones pueden disponer de diferentes clips, cosa que podríamos personalizar desde el menú de configuración de cada app.

Tras esto, pasemos a la personalización de las vibraciones. Seguimos en el apartado de «Sonido» que hay dentro de «Mi dispositivo» en «Ajustes». Primero, podríamos definir la intensidad de la vibración, discriminando entre la que se produce ante llamadas entrantes, notificaciones o como respuesta háptica al usar el teclado virtual del Samsung Galaxy S4. Una vez configurado, siempre tenemos la opción, desde el propio menú de «Sonido», de activar o desactivar el que la vibración salte alguien nos llame, sin que ello afecte a los otros dos parámetros descritos. Por último, en el submenú «Vibraciones», el sistema permite al usuario definir la frecuencia y ritmo de la vibración entre seis opciones (Basic, Heartbeat, Jinglebell, Ticktock, Waltz y Ziz-zig-zig).

Para cerrar el apartado de sonido y vibración, es fundamental señalar que entre las funciones especiales del Samsung Galaxy S4 se encuentra la aplicación AdaptSound, una utilidad que calibra el sonido en llamada o en reproducción multimedia a las necesidades del usuario. Tras seguir un breve proceso de configuración, AdaptSound identificará las situaciones en las que se encuentra el usuario mientras habla por teléfono o escucha música para hacer que el propio sistema modifique algunos parámetros de audio a cada circunstancia.

Por último, hablemos de las notificaciones LED. Desde el menú que tenemos en «Dispositivo» encontramos el apartado que nos ofrece la personalización de este apartado. Son cuatro las opciones disponibles: «Cargando» (mientras el Samsung Galaxy S4 se alimenta de la red eléctrica, un LED rojo se enciende indicando que el proceso está en marcha, pasando a verde cuando se completa la tarea), «Batería baja» (el mismo LED rojo parpadea cuando el nivel de batería cae, en principio, hasta el quince por ciento), «Notificaciones» (cuando se dispone de llamadas perdidas, mensajes sin consultar o notificaciones pendientes, un LED azul parpadea para indicar nueva información) y «Grabación de voz» (igual que el anterior, pero sólo en caso de que usemos la grabadora instalada en el Samsung Galaxy S4). Todas estas opciones pueden activarse o desactivarse a placer, con lo que disponemos de la posibilidad de acceder a la información que únicamente nos interese.

Por supuesto, y a modo de complemento, todo esto no ha de tenerse en cuenta únicamente por criterios de personalización, sino también de eficiencia. Y es que en situaciones en las que empecemos a estar a un nivel de batería más bajo de lo deseable, la reconfiguración de todo esto nos puede hacer ganar importantes minutos de autonomía, especialmente cuando retiremos sonidos, vibraciones o emisiones de luz LED en casos en que no sean estrictamente necesarios.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada